01 de agosto de 1963 nace María Gabriela Epumer en Buenos Aires, Argentina.

María Gabriela Epumer fue una guitarrista, bajista y cantautora argentina. Paralelamente a su participación en la banda de Charly García, Epumer armó su banda propia llamada A1. En más de quince años de carrera, Epumer integró las bandas Rouge, Viuda e Hijas de Roque Enroll, la Montecarlo Jazz Ensamble, Las Chicas, y el dúo Maleta de Loca. Falleció a los 39 años por un paro cardiorrespiratorio.

María Gabriela Epumer nació el 1 de agosto de 1963 en Villa Devoto, Buenos Aires, Argentina, era bisnieta del lonko (lider) rancülche Epumer, de los originarios de Argentina. Hija de Dora Carballo y Juan Carlos Epumer, era la hermana menor de Lito y Claudia. Provenía de una familia musical: su abuelo, Juan Epumer, fue guitarrista del cantor Agustín Magaldi; su hermano Lito es guitarrista e integró la última formación de Spinetta Jade y la última de Madre Atómica; y su tía era Celeste Carballo (hermana menor de Dora), de la cual tomó la iniciativa y la fuerza necesaria para dedicarse a la música.

Desde pequeña María Gabriela mostraba aptitudes musicales. La inscribieron en cursos de piano y danzas clásicas, pasó por las escuelas de Olga Ferri y Clotilde Freire y luego estudió las técnicas de danza contemporánea de Fredi Romero y Ana Itelman. A los diez años comenzó a estudiar guitarra con Jorge Stirikas, un profesor y compositor del Teatro Colón. Comenzó acompañando a su hermano a zapar al bar Jazz & Pop. A los trece años ya conocía a Claudia Sinesi y juntas tocaban y componían su canciones. Comenzó su carrera artística cuando tenía 16 años y no se detuvo durante el resto de su vida.
Carrera

A los nueve años María empezó a sacarle sonido a la guitarra. Tres años después hacía punteos y jugueteaba con una Gibson blanca que era de David Lebón. En las tardes se juntaba con Pedro Aznar y su hermano Lito Epumer, a recrear canciones de Stevie Wonder. Pero, su carrera comenzó en 1979 con su participación en la grabación del disco Con los ojos cerrados, el debut solista de la cantante María Rosa Yorio, la exesposa de Charly García. Además de tocar la guitarra y hacer coros en el disco, lo hizo en los shows en vivo.

Su siguiente gran paso fue la banda femenina Rouge, que al tiempo de su formación se transformó en la banda argentina de los ochenta más emblemática: Viuda e hijas de Roque Enroll. Esta fue una banda que se convirtió en un hito de la historia del rock argentino. La base, una fuerte concepción estética expresada claramente en sus letras, en su música y en su imagen. Esta habría de ser formalmente la primera banda argentina de rock integrada por mujeres con un enorme éxito, María Gabriela tocaba la guitarra, componía y cantaba junto a Mavy Díaz, Claudia Sinesi tocaba el bajo, Claudia Rufinatti los teclados y Andrea Alvarez la batería. Entre 1983 y 1988 grabaron los discos Viuda e hijas de Roque Enroll, Ciudad Catrúnica (que vendió 200.000 copias) y Vale 4. Tuvo hits al nivel de «Bikini a lunares amarillos», «Lollipop», «La familia argentina» y «Solo nos quieren para eso».

Simultáneamente, fue músico invitada por Fito Páez para el disco Corazón Clandestino y por María Rosa Yorio, que la invitó a grabar una de sus canciones en el disco Puertos.

En 1988 por problemas con la discográfica la banda se disuelve y un año después, junto a Claudia Sinesi, arma la banda Maleta de Loca.

El 30 de junio de 2003, su prematura muerte toma de sorpresa a todos. Murió a los 39 años en el Hospital Francés, por un paro cardiorrespiratorio aunque la razón de su muerte es dudosa y la familia Epumer tiene una causa judicial abierta contra cuatro médicos (uno de ellos la homeópata personal de Epumer).

Desde un primer momento, las causas de la muerte de la guitarrista no fueron claras. Sin embargo, la autopsia determinó que había sufrido un edema pulmonar. Los abogados querellantes, Ricardo Montemurro y Gonzalo Díaz Cantón, sostuvieron que nueve días antes de su muerte, a Epumer le diagnosticaron «una gripe con secreción mucolítica». A partir de ese cuadro, una médica del servicio de emergencias Vital (del Hospital Francés) le recetó antibióticos y un broncodilatador, según consta en el expediente.

Un día después, la médica personal de Epumer ―que era homeópata― le suspendió. Su estado no mejoró, por lo que el sábado 28 de junio la cantante fue a la guardia del Hospital Alemán con un cuadro más grave, donde dos médicos ―una médica clínica y una radióloga― determinaron que solo se trataba de una gripe y la enviaron de vuelta a casa.

Al día siguiente (domingo 29 de junio), Epumer volvió al Alemán y fue atendida por el jefe del sector, quien le recomendó reposo en su casa, pero el lunes 30 Epumer fue internada en el Hospital Francés y ―pese a realizarle tareas de reanimación― tuvo una falla cardíaca y falleció. Por la causa fueron imputados los cuatro médicos que intervinieron en la atención de Epumer en las últimas horas de vida y habían sido sobreseídos, pero la Cámara del Crimen ordenó indagarlos a pedido de la querella.

Los restos de María Gabriela Epumer fueron inhumados dos días después el miércoles 2 de julio en el Cementerio de Chacarita y depositados en el Panteón de Sadaic en el cementerio de la Capital Federal, luego de haber sido velados en la casa mortuoria de Acevedo al 1100. En el velatorio se destacaban Charly García, Luis Alberto Spinetta y Fito Páez, con los que ella compartió escenario. También estuvieron algunos integrantes de Los Redonditos de Ricota, el músico Fabián Von Quintiero, Sandra Mihanovich y Miguel Zavaleta (el líder del grupo Suéter), quienes se acercaron para acompañar al hermano de la guitarrista, Lito Epumer.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*