Contratos truchos: “Da mucha rabia que nos pongan a todos ‘en la misma bolsa’”, dijo la diputada Lena

En la actualidad política provincial, uno de los temas más mencionados en los últimos días, rige en torno a los denominados ‘contratos truchos’, tanto en la Cámara de Diputados, como en la Cámara de Senadores de Entre Ríos.

Varios legisladores dieron su punto de vista con respecto a este tema. En cambio otros, prefieren el silencio.

La diputada provincial Gabriela Lena (Cambiemos-Federación), manifestó que “siento que estamos ‘en el mismo lodo, todos manoseados’, y no es así. Nosotros estamos muy sorprendidos, ante esto, y no solamente por lo que se dijo en los medios en los últimos, sino por lo que se nos informó ayer (por este miércoles), relacionado al secreto de sumario en las causas judiciales”.

“Obviamente, da mucha rabia que nos pongan a todos ‘en la misma bolsa’, como así también nos da bronca la situación de estafa al Estado provincial”, sostuvo la legisladora.

Lena dijo luego que “se manejan de manera distintas ambas Cámaras. Nosotros tenemos el agravante que nuestro presidente (Sergio Urribarri, ex gobernador), está como sospechado en varias causas judiciales, por lo que es la más observada. Cuando ingresamos a nuestra gestión como diputados nos dieron un monto ‘equis’ para contratar a personal y asesores. Ahora, obviamente, empiezan a ‘saltar’ un montón de situaciones, inclusive de inequidad porque estos contratos eran otorgados a discreción y no eran dados a todos en partes iguales, ni siquiera para los diputados del mismo bloque”.

“Por ejemplo –añadió Lena- yo escuché que Vittor (Esteban, diputado provincial del departamento Paraná, del frente Cambiemos), disponía de 210 mil pesos. En mi caso, yo tengo 170 mil, y estamos en el mismo bloque. Es el presidente de la Cámara quien dispone qué monto recibirá cada diputado (…) Estimo que el diputado José Artusi (Cambiemos-Uruguay) y yo, somos los que menos fondos disponemos. Es por eso que, cuando se dan a conocer esta cosas, siento que a todos nos ponen en la misma posición, sin tener culpa alguna”.

Luego señaló que “los contratos que yo tengo son reales. La gente cobra, pero trabaja, y no tengo ningún familiar contratado y siento que, cuando se habla de estas cosas, estamos todos en el mismo nivel de sospecha y no s así. Puedo asegurar que gran parte de los diputados, tanto del oficialismo como de la oposición, no estamos en esta trama. Está bueno resaltar que no todo es lo mismo”.

“Acá hay dos hechos que se están investigando y que son diferentes. Uno es una denuncia que hicieron dos contratados del diputado Ricardo Troncoso (Cambiemos-Tala) porque, de acuerdo a sus dichos, el legislador le pedía retorno de los cheques que cobraba. Hay que tener en cuenta que en la Cámara de Diputados, los contratados cobrar con cheques que deben firmar y, posteriormente, ir a cobrarlos al banco correspondiente. En cambio, en la Cámara de Senadores, cobran con tarjetas de débito y lo que se supo, es que en un cajero automático, se encontró a un grupo de personas con gran cantidad de tarjetas de débito, cobrando sueldos de personas que ni siquiera sabían que estaban contratadas (…) Actualmente, hay varias personas imputadas en esta causa, y que nada tienen que ver con esto”, explicó.

Le legisladora apuntó luego que “hace mucho tiempo que estamos pidiendo transparentar esto, porque nos parece perverso y raro el sistema de distribución de los fondos para contratos. Nosotros presentamos oportunamente varios proyectos para cambiar esta situación y garantizar la transparencia en los fondos públicos y el financiamiento del os partidos políticos. También en Diputados sacamos una ley de ética pública, que luego quedó ‘trabada’ en Senadores (…) El frente Cambiemos es oposición dentro de la Legislatura provincial, y lamentablemente no tenemos la posibilidad a veces de cambiar ciertas cosas, porque a veces no logramos el eco necesario para ello”.

“En mi caso, yo voté en contra en su momento porque esto llegó a nuestras manos de una manera demasiado ‘vaga’, y con documentación desde el año 2008 en adelante. Es decir, pedían contratos de locación de obras y servicios, sin especificar qué era lo que se pedía. Imagínense que desde el 2008 en adelante, y con la cantidad de legisladores que hubo en todo este tiempo, tendríamos que contar con camiones repletos de documentación (…) Además, hay que tener en cuenta que, cada vez que se pide documentación a una persona, y no solamente estamos hablando de ambas Cámaras, esto tiene que venir con una orden de un juez de Garantías. No es información pública, porque son contratos privados. De nuestra parte, no es que negamos dar la información solicitada, sino que pedimos que se especifique qué información requerida”, expresó.

Lena dijo posteriormente que “nosotros, luego de esto, nos presentamos voluntariamente en la Fiscalía y nos pusimos a disposición de la misma, como corresponde a cualquier persona que está en una situación como esta”.

“A este tema lo he hablado con la gente que trabaja conmigo y yo, si tengo que presentar la planilla de mis contratados, que no son muchos, lo haré ante la Justicia si ésta lo requiere. Pero a la prensa no la voy a presentar, porque no voy a poner en una situación de incomodidad o sospecha, a la gente que está trabajando (…) Uno sabe cómo son las cosas, y en una situación económica complicada como la que vivimos, y en la que estas cuestiones producen mucha rispidez, no deja de ser incómodo”, manifestó finalmente.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*